Saltar al contenido

Serie 7 fuentes de financiación para tu negocio #4 Las Ventas

"financiación de las ventas"

Eres de los que todavía dependen de los bancos para financiar sus ventas? O ya eres de los que utilizan las ventas como fuente de financiación para su negocio. Autónomos y pymes que trabajan en la gestión efectiva de sus cobros y pagos para ser independientes.

Si, has leído bien. Las ventas son una poderosa fuente de financiación, siempre y cuando la utilicemos bien.

El primero objetivo de la empresa no es ganar dinero, como nos han dicho. El primer objetivo de un negocio es vender. Vender y cobrar.

Porque vender y no cobrar son un montón de desgracias: gastos de devolución, mercancía que  no tienes y que debes, pero sobre todo, impuestos que tienes que pagar sin haber cobrado.

Qué pasa si no la utilizamos o la utilizamos mal. Que en lugar de fuente de financiación se convierte en endeudamiento a corto plazo. Y estaremos a expensas que nuestras entidades quieran seguir financiando a nuestros clientes.

Porque son ellos los que los financian. No somos nosotros. Y con un coste importante. Que normalmente, no repercutimos en el precio final, con lo que nuestra rentabilidad se reduce.

Imagina por un momento que pudieras cobrar al contado. Con eso vale de momento. Y que pagaras a los 10, 20 ó 30 días? Qué pasaría en tu negocio?

Que sería independiente de las entidades financieras. Que no dependerías de ellas. Que no tendrías tensiones de liquidez.

Que te podrías concentrar en lo que realmente te importa. En tu negocio.

Convincente, verdad? Merece la pena pensar en cambiar tu actual sistema de cobros. Plantearle nuevas condiciones a tus clientes. Siempre de una forma paulatina, con tranquilidad. Sin rupturas.

Ahora imagina que en lugar de cobrar al contado lo hicieras por anticipado. Guau!!, esto sería maravilloso.

¿Qué vas a hacer? ¿Te vas a quedar parado? ¿Sin hacer nada? ¿Por qué no lo aplicas?

Es difícil? nadie dijo que dirigir o gestionar un negocio lo fuera. Pero eso es lo que tú has elegido o estás pensando en hacer. Y gestionarlo lo mejor posible es tu responsabilidad. Tu objetivo.

Vender a 360 días con descuento del 50% lo hace cualquiera, pero eso no es lo que tu quieres.

Analiza qué posibilidades tienes de implantarlo. Cómo puedes reducir el período de cobro. Siempre se puede hacer algo, aunque hay que salir de tu zona de confort y luchar por ello.

Piensa en una política de pronto pago, en poner una tienda virtual, que además de abrir 24 horas, los 7 días de la semana los 365 días del año, te permita cobrar por anticipado. Piensa en una política de nuevos clientes, o es que al primero que pasa a comprarte le das 90 días de plazo de pago???

Visualiza lo que es no depender de las entidades financieras, lo que es no tener endeudamiento, lo que podrías hacer con el dinero que no dedicas a gastos financieros, lo que es no tener tensiones de tesorería.

Te cuadra? A mi si. Pues, entonces, toca comprometerse y mejorar la financiación a través de las ventas.

Cuéntame qué haces para no depender de los bancos. Quiero conocer tu experiencia y buen hacer.

Quiero conocer qué fuentes de financiación sueles utilizar y cómo te relaciones con ellas. Cuéntamelo.

Y si te ha gustado lo que has leído, por favor, socialízalo: dale al me gusta, tuitéalo, compártelo.